Teléfono(+507) 387-0620
Altos del Romeral, Ave. Santa Elena y Calle Andalucía, No. 53 Panamá.

El certificado de incapacidad laboral

Una queja común de los empleadores consiste en que, en ocasiones, algún trabajador, para justificar una ausencia, presenta un certificado de incapacidad médica que resulta sospechoso.  Cuando el empleador se enfrenta a esto con regularidad, comienza a preguntarse si no es posible establecer, ya sea en el contrato de trabajo, en el reglamento interno de trabajo, o simplemente adoptar mediante un memorando, la política de que para que aceptar un certificado médico de incapacidad, este debe ser emitido por una clínica en particular o una de un listado provisto por el empleador.

Esta consulta la he recibido un número considerable de veces.  Lamentablemente, la respuesta es no.  Al ser la profesión médica una profesión regulada para cuyo ejercicio se debe obtener un reconocimiento oficial de idoneidad, no sería lícito restringir la capacidad de una persona que ya hubiese obtenido el reconocimiento de idoneidad, para ejercer su profesión -y emitir certificados de incapacidad es parte de lo que un médico idóneo hace–.

Requisitos formales del certificado de incapacidad

Dicho esto, es innegable que hay abusos en la expedición de certificados de incapacidad.  Es un hecho conocido el que se han dado casos de clínicas que cobran directamente por la expedición de certificados de incapacidad, sin siquiera una evaluación adecuada del paciente, por parte del médico.  Para controlar esto de alguna manera, existe una regulación que establece formalidades que debe contener todo certificado médico de incapacidad.  Esas formalidades son:

  1. Debe ser expedido por un médico u odontólogo idóneo.
  2. El certificado debe ser expedido mediante documento preimpreso en formulario continuo, con numeración continua y sucesiva.
  3. El certificado debe contener el número de registro del médico, otorgado por la Dirección General de Salud Pública del Ministerio de Salud (MINSA).
  4. Debe contener el nombre completo, dirección y teléfono de la clínica, hospital o institución pública o privada en la cual se expide el certificado.
  5. El certificado debe indicar la fecha y hora en que inicia la incapacidad, y la fecha y hora en que ha de terminar.

Cualquier certificado de incapacidad presentado por el trabajador para justificar una ausencia, que incumpla con alguno de los puntos antes señalados, es nulo y por tanto no sirve su propósito de justificar una ausencia.

Aparte de lo anterior, que son los requisitos formales que debe contener el propio certificado, el médico u odontólogo idóneo que lo emite, debe cumplir con otras formalidades administrativas, a saber: debe dejar copia del certificado expedido, archivado en el expediente del paciente en el centro público o privado donde fue emitido, y en dicha copia debe hacer constar el diagnóstico por el que determina la incapacidad.

¿Qué hacer en caso de sospecha de irregularidad?

Si el empleador tiene buenas razones para sospechar que el certificado médico de incapacidad ha sido expedido de forma fraudulenta, por razones espurias o sin el debido examen del paciente por parte del médico, puede presentar una denuncia ante la Dirección General de Salud Pública del Ministerio de Salud (MINSA).  Dicha Dirección tiene la obligación de investigar tales denuncias.

Lo aquí señalado se encuentra regulado en el Decreto Ejecutivo No. 210 de 26 de julio de 2001.